«Quería tener una casa sostenible y con el digestor lo conseguí» – Carlos

«Quería tener una casa sostenible y con el digestor lo conseguí» – Carlos

Carlos perdió su empleo con la pandemia del Covid-19, pero no iba a quedarse parado. Decidió construir una casa para alquilarla y así obtener una fuente extra de ingresos.  

La casa se encuentra en una ubicación privilegiada, cerca del mar junto al Faro de Trafalgar, en Cádiz, con unas preciosas vistas. 

Desde que comenzó a trabajar en el proyecto tuvo claro que quería construir una casa sostenible y autosuficiente, pensada para personas que disfrutan de la naturaleza y tienen una conciencia medioambiental. Sabía que este perfil, entendería el valor añadido de poder alojarse en una casa de estas características. 

casa sostenible

Toda la vivienda está hecha con materiales sostenibles, usa placas solares para suministrar calor y agua caliente. Lo único que le faltaba para cubrir todas las necesidades energéticas era el gas. Además, debía hacer una fosa séptica donde tratar el agua del inodoro, fue entonces cuando se dio cuenta de que utilizar un digestor no solo le ahorraría la construcción de la fosa séptica (estimada en más de 2000€) sino que también le daría esa energía que le faltaba para volverse 100% autosuficiente. 

«Mi inquietud era tener una casa sostenible y autosuficiente y con el digestor lo conseguí” 

En casa de Carlos, el biogás se usa para cocinar y el fertilizante para regar su propio huerto, el jardín y el césped de la propiedad. 

“Cuando viene alguien a casa, ya sean amigos o huéspedes, lo primero que hago es enseñarles el digestor. Alucinan cuando lo ven.  

A la gente le encanta cuando les explico el proceso, en qué consiste y cómo funcionan todos los elementos. Y ya cuando ven cómo funciona la cocina y el fertilizante se quedan con la boca abierta.” 

huerto sostenible


Para la mayoría es algo totalmente nuevo y es la primera vez que ven cómo crear su propio biogás. Me aseguro de explicárselo todo muy bien y enseguida se acostumbran y todo fluye.” Carlos, usuario de Miogas. 

“Lo que más valoro es que he conseguido cumplir los objetivos de ser sostenible y autosuficiente que tenía, aparte de generar gas, puedo guardar el compost, y me he ahorrado instalar la fosa séptica y evitar su impacto ambiental. He cumplido el proyecto que soñaba.” 

Carlos es un fiel promotor de los digestores domésticos porque sabe que podrían ser muy útiles para muchas personas, especialmente para todos aquellos que, como él, aman la naturaleza, quieren ahorrar y se comprometen con tener el menor impacto posible en nuestro planeta. 

Conoce otras historias inspiradoras. Y si quieres formar parte de la revolución del biogás, ¡contáctanos!

Abrir chat
1
¡Hola! Escríbenos tu mensaje por WhatsApp